lunes, 31 de marzo de 2014

No voy a querer estar

Me dolerá marcharme,
pero es que no voy a querer estar.

No quiero asistir al funeral de la poesía
ni al doctorado honoris causa de los goles
ni a la abundancia de limo
en el lecho de los ríos.
Ni a la flaccidez de mis nalgas
y el agrio de mi boca.
Ni a la clonación de tu nombre irrepetible.

No querré oír el televisor de los vecinos.
Siempre jodiendo.

No voy a querer estar.

Te me vas a quedar sola,
sola entre tanta gente.